Addthis IMFE

Servicio Urgente de Atención a Mujeres Maltratadas (S.U.A.M.M.)

La mujer víctima de malos tratos se encuentra especialmente desprotegida en las horas inmediatamente posteriores a la agresión. A ello hemos de añadir que los malos tratos se suelen producir por la noche y en días no laborables, provocando una situación de especial vulnerabilidad.
Con el fin de cubrir esta situación, se presta este servicio, de carácter presencial las 24 horas del día, todos los días del año, al que se accede a través del 010.
El servicio incluye asistencia letrada en la redacción de la denuncia, acompañamiento a un centro sanitario, en caso de ser necesario, gestión del alojamiento en un centro de acogida, presentación de medidas jurídicas de urgencia para el alejamiento del agresor y derivación de la víctima al Área de Igualdad de Oportunidades para trabajar todos los aspectos sociales necesarios para la normalización de su situación.

¿Quién lo puede solicitar?

Pueden acceder a este servicio, las propias víctimas, los/las interlocutores sociales, vecinos/as y/o familiares,profesionales sanitarios y en general cualquier ciudadana/o que tenga conocimiento de una situación de violencia (sexual, psicológica, física, etc).

  • Fecha de solicitud:En cualquier momento, 24 horas al día, todos los días del año.
  • Plazo de resolución:Inmediato.

Documentación necesaria

Ninguna.

Otros datos de interés

logo Lectura Fácil
logo-oreja logo_lse
LECTURA FÁCIL VÍDEO EN LENGUA DE SIGNOS Y AUDIODESCRITO

¿Cómo realizar el trámite?

Hay varios procedimientos para realizar esta gestión municipal. En función del tipo de procedimiento hay una serie de pasos que debe seguir:

Procedimiento presencial:

  • A través del 010, se personará allí donde sea requerida.

Procedimiento telefónico:

  • Ponerse en contacto con el teléfono 010
  • Solicitar hablar con la abogada del SUAMM. Una vez hecho el contacto con la letrada, ésta acompañará y orientará a la víctima en la redacción de la denuncia para que ésta sea lo más efectiva posible. En caso necesario, la letrada acompañará a la víctima al centro sanitario, donde se recogerán las pruebas que costaten el delito en el transcurso del juicio. Igualmente, siempre que fuera necesario para la seguridad de la víctima, la letrada gestionará el alojamiento de ésta en un centro de acogida. Dicha letrada presentará las medidas jurídicas de urgencia para conseguir que la víctima esté lo más alejada posible de su agresor. Por último, tras la actuación del servicio de urgencia, se la deriva al servicio municipal correspondiente para trabajar todos los aspectos sociales necesarios para la normalización de su convivencia (atención psicológica, ayudas, empleo, vivienda...)